Buscar empleo es un proceso tedioso, sobre todo si no sabes hacerlo. Aprende cuáles son los errores más graves en la búsqueda de empleo y evítalos a toda costa.

Encontrar un nuevo empleo requiere mucha dedicación, has de adoptar las mejores técnicas para buscar trabajo online, perfeccionar tu currículum, adaptarlo a cada oferta y conseguir redactar cartas de presentación que destaquen. Todo un reto.

Sin embargo, todos tus esfuerzos serán en vano si cometes alguno de los errores al buscar trabajo que descartarán de inmediato tu candidatura.

Hacer networking es relevante, ya que gracias a tus contactos puedes conseguir un buen puesto de trabajo. Pero has de saber cuando puedes recurrir a tus contactos, y cómo hacerlo.

Según Liz Ryan, CEO y fundadora de Human Workplace y autora de Reinvention Roadmap, estos son algunos de los errores que debes evitar en tu búsqueda de empleo:

  • Mencionar a alguien en tu lista de referencias sin pedirle permiso previamente: No asumas que alguien está dispuesto a recomendarte por el mero hecho de que hayáis trabajado juntos en el pasado. Pide permiso antes de añadir su nombre a la lista de recomendaciones.
  • Contactar a un desconocido sin precedentes simplemente pidiéndole ayuda con tu búsqueda de empleo: Ryan lo explica de una manera muy clara: ¿Escribirías a un desconocido para pedirle dinero? Obviamente no, lo mismo sucede con su tiempo y atención, ya que, como dice Ryan, el tiempo vale oro. Debes aprender cómo hacer networking en LinkedIn, no escribas a un trabajador de la empresa que no conozcas para que te ayude. Ponte en su lugar, recomendar a alguien sin tener ni idea de si es realmente apto para el puesto es arriesgado. A la hora de buscar empleo es más recomendable comenzar pidiendo ayuda a tu círculo cercano o ir ganándose la confianza de las personas. Puedes ampliar tu red de contactos en eventos de networking.
  • La auto introducción: “Hola, soy amigo de tu amigo, podríamos quedar a hablar de negocios”. Según Ryan, nunca debes hacer esto. Espera a que tu amigo te presente, tendrás más credibilidad y además le mostrarás respeto en vez de usar su nombre sin permiso.
  • Menospreciar al reclutador: Si tienes un reclutador que hace de intermediario entre la empresa y tu, no contactes con el director de recursos humanos directamente. Mejor contacta con aquellos que no colaboren con tu reclutador.
  • Hablar mal de tu anterior jefe: Este es el mayor error que puedes cometer al buscar un empleo. Ten especial cuidado en las entrevistas de trabajo. ¿Si eres capaz de hablar mal de tu anterior empresa, porque deberían confiar en que no harás lo mismo con ellos? Resérvate las quejas para la próxima quedada con tus amigos o la cena con tu pareja.

Escrito por Christiane Drummond